13 abr. 2007

Series: de nuevo enganchados

Estos últimos meses he hecho un descubrimiento genial: las series de televisión. En realidad ha sido un reencuentro con una sensación perdida hace tiempo, la de seguir algo en la caja tonta con la fruición de los más enfervorecidos fans de los culebrones. Recuerdo series míticas de hace muchos años, como Los Hombres de Harrelson, Un hombre en casa (y Apartamento para tres y Los Ropper, of course), Arriba y Abajo, Falcon Crest, Aquellos maravillosos años, o la gamberra y surrealista Búscate la vida, protagonizada por el Ignatius O´Reilly de la ondas hertzianas, Chris Peterson. Más tarde recuerdo haber seguido con interés Twin Peaks, Doctor en Alaska, CSI o Friends. Series como Los Soprano inauguran la era de las series modernas, y al éxito de la ya mencionada Friends se unen, en los últimos cinco años, la gran aceptación de las historias de los chicos de Gil Grisom en CSI, con sus sucesivas sucursursales, o la moda de las tramas hospitalarias, que alcanzan su éxito masivo con House y Anatomía de Grey.

Las televisiones, con Cuatro abriendo fuego, están apostando muy fuerte por unas cuantas series -creo que todas americanas- que están logrando audiencias fenomenales. Tienen los mejor de la tele, lo mejor de las películas, bandas sonras más que decentes y te dejan de una semana para otra intrigado hasta la médula... ¿Qué mas se puede pedir? Os pondré dos ejemplos con los que estoy absolutamente enganchada: Héroes y Prison Break.

Prison Break, como su título avanza, es una serie sobre una fuga carcelaria. La Sexta acaba de comenzar a emitir en abierto (la Fox en canales de pago) su segunda temporada, que en su estreno en EE.UU. tuvo más de 9 millones de espectadores, y ha llegado a alcanzar los 12 millones. La primera tanda de capítulos se ha visto ya en 100 países de todo el mundo. Os aseguro que es trepidante. Las aventuras de los chicos encerrados en Fox River se siguen de buen grado por la factura técnica, los magnifícos actores (entre los que tengo que destacar -debilidad personal-, a Wenworth Miller y sus increíbles ojos azules), y un intrigante guión lleno de sorpresas, no sólo intramuros...

Héroes se emite en este momento en Telemadrid y SciFi, canal de pago de Digital+. Además de su web oficial, Héroes dispone de su propia web en castellano, de páginas en las cadenas españolas que la emiten, y de webs "ocultas" que los fans de la serie y frikies de la red en general rastrean para acceder a sus contenidos exclusivos. Los programas peer2peer como Emule cuelgan los episodios nada más emitirlos -para disfrute sin ánimo de lucro de todos sus seguidores-, y por supuesto, tiene su propia entrada en Wikipedia. La trama, es también de lo más atractivo, pero esta vez en versión ciencia ficción. Se va a producir una gran explosión nuclear, pero en la Tierra hay seres aparentemente normales que tienen superpoderes. Son gente corriente con un don extraordinario, pero todos diferentes. De nuevo la factura técnica y los actores son dos de las bazas de la serie, pero el guión tampoco deja respiro. Así que es fácil -y psicológicamente hablando también comprensible-, identificarse con esos héroes anónimos (el bueno de Petrelli o el genial Nakamura, por ejemplo) que intentan salvar el mundo sin hacer demasiado ruido. Todos querríamos ser uno de ellos.
Contadme qué serie os tiene enganchados...

4 comentarios:

altovolta dijo...

Hola princesa, cuánto tiempo... Veo que tu blog sigue viento en popa, me alegro. Fenomenal Héroes, aunque creo que están alargando demasiado la trama, estirándola hasta el final de la temporada. Yo la sigo por el canal Sci-Fi, que la da en VO y sin anuncios. Pero vamos, me sigo quedando con Little Britain y Me llamo Earl. Un beso y hasta pronto

Princesa del Retiro dijo...

¡Hombre, cuánto bueno por aquí! Saludos, miraver. Pues sí, Heroes está, de momento, pero que muy bien. Sí que a veces marean un poco la perdiz, pero muy bien mareada, oiga. También Me llamo Earl se sale, es una especie de Búscate la vida, siglo XXI. Pero doblada pierde mucho. No me he acercado a Little Britain, pero ya está en mi lista si Altovolta la recomienda.
Besos

MeM3000 dijo...

Hoygan

Y en esta tan acertada antología ¿dónde queda Six feet under?

hombrepordios


P.D. De las míticas voto por la surrealista "Búscate la vida", tal vez porque yo, aunque plebeyo, soy demasiado joven ;-)

Las Vengadoras dijo...

Tenéis toda la razón. "A dos metros bajo tierra", como fue bautizada en España, es una magnífica serie y exhibe momentos de una poesía escandalosa. Estoy gestionando su recuperación para darme una panzada de capítulos cuando acabe con la primera temporada de "El ala oeste de la Casa Blanca", de la que se ha dicho que era 'la mejor serie de todos los tiempos'. No sé si esto es cierto, no creo en los concursos de popularidad, pero desde luego es una gran serie -muy yankee en ocasiones-, con grandes interpretaciones y momentos muy intensos. Y se aprende mucho de política, la verdad.
Otra serie a la que se le puede echar el ojo: Weeds. Una joven viuda de clase media que vive con sus dos hijos en un barrio pijo, decide vender marihuana para mantener a su familia.